full screen background image

Historia de club

La fundación

El 16 de diciembre de 1915, a las 19 hs., se iniciaba la sesión donde se declaró constituida una institución deportiva y social, que recibió la denominación de Santiago Lawn Tennis Club. Luego, se procedió a la redacción del Estatuto y al nombramiento de la primera Comisión Directiva que estaba conformada por los siguientes miembros:
Presidente: Ing. Jorge J. Pinto
Vicepresidente: Dr. Federico Pinto Gallo
Secretario: Sr. Héctor Lombardo
Pro secretario: Dr. Carlos Gauna
Tesorero: Sr. Alberto de Mitre
Protesorero: Sr. Leónidas Achával
Vocales: María Cordero, Julia Durán, Elma Gallego, Sara Pinto Gallo, Lola Contreras López, Elena González Villar, María Rosa Cordero, Felipa Duran, Alicia Argañaráz, Teresa Berdaguer, Aurelia de Mitre, Cecilia González Villar, María Achával, Chita Christensen, Aníbal Paz, Roberto Schaefer y José G. Achával.

 

El crecimiento del club

La idea original de los fundadores era contar con un lugar destinado al juego de tenis, además del cricket y las bochas.
Más adelante se construyó una cancha de patín anexa a la de tenis. En 1919 se instaló luz eléctrica, lo que posibilitó la ampliación de los horarios para el uso de las instalaciones.
Las instalaciones iban adquiriendo una nueva fisonomía. Los tenistas contaban ya con dos canchas para la práctica de ese deporte. Se construyó también una cancha de básquetbol.
En cuanto al progreso deportivo, se comenzaron a practicar numerosas disciplinas: tenis, pelota a paleta, natación, básquetbol, yudo, esgrima y gimnasia. Se destacaron los profesores Santos Cuba, Amílcar Leiva, Martín Acuña y Aldo Sialle, entre otros.

 

El edificio

En 1922 el presidente, Dr. Anselmo Luna anunció que se iniciarían las obras de construcción del edificio social, según los planos presentados por el Ing. José Zarbá y gracias a un subsidio recibido del gobierno nacional. La sede social construida fue demolida luego para iniciar una nueva, que se creyó seria la definitiva, sobre los planos del Ing. Oberlander y bajo la dirección del Sr. Nazim Jozami.
Fue durante la gestión del Dr. Francisco López Bustos, a partir del año 1968, cuando se construyó la sede social definitiva, con el salón bar comedor que actualmente se utiliza. También se parquizaron las inmediaciones del edificio.
Durante el año 1976 se concreta el marcado perimetral del club, delimitándose finalmente el terreno perteneciente a la Institución.

 

Personería Jurídica

El 26 de agosto de 1942 se le concedió al club la personería jurídica, mediante decreto Nº 1.861 serie A del Poder Ejecutivo Provincial, trámite realizado por el Dr. Pedro Arnedo.
Unos meses después, durante la gestión del intendente don Sebastián Ábalos, se recibió la comunicación, con copia autenticada, de la ordenanza municipal Nº 335 con fecha 10 de noviembre de 1942 por la que se concedía al Club el terreno que ocupa actualmente, a cambio del mantenimiento o conservación de todo lo edificado y plantado.

 

La clásica celebración de Navidad

A catorce años de la fundación del club se aprobó la moción presentada por un grupo de socios que pretendía realizar un baile para festejar la Navidad. Esta fiesta continuó celebrándose durante muchísimos años y adquirió matices tradicionales.
El club contaba con una destacada pista de baile que se utilizaba en las clásicas fiestas de fin de año.
La celebración de las fiestas de fin de año en el club se convirtieron en una tradición, de la que participaba masivamente la sociedad santiagueña.

 

Los deportes

Pelota a paleta

En la década del ‘20 se inició la construcción de una cancha de pelota vasca y un gimnasio para niños. En los primeros meses del año 1927 ya se registraban actas que establecían lineamientos especiales para la elaboración de una reglamentación del juego de pelota a paleta.
El deporte de pelota a paleta continúo su camino ascendente. Las actas del club dan cuenta de la preocupación de los socios por definir la reglamentación del juego y organizar torneos.
La práctica de esta disciplina se fue perfeccionando con el tiempo y la cancha recibió notables mejoras. El frontón de Pelota Paleta se techó e iluminó.
Además, se creó la escuela para la formación de nuevos deportistas. La gran cantidad de adeptos a este deporte incentivó la realización de constantes competencias, con la participación de prestigiosas figuras a nivel provincial, nacional e internacional.

 

Natación

En el año 1934 las autoridades procuraron responder a la necesidad de contar con una pileta de natación. Se conformó una comisión encargada de recabar fondos y se solicitó al intendente municipal la donación de una nueva fracción de terreno. De esta forma, durante la década del ‘30 se inauguró la primera piscina del club.
Más adelante se inició la construcción de una segunda pileta de natación de 25 m. de largo por 12 m. de ancho. Esta infraestructura permitió la realización de numerosos torneos provinciales e interprovinciales.
Hacia mitad del siglo pasado se inauguró la pileta para niños.
Durante la gestión del Esc. Julio Lugones se dio inicio al “Plan Integral de Desarrollo”, cuyo principal objetivo era la construcción de una nueva pileta de natación.
Posteriormente se concretó la construcción de la tercera pileta, más amplia que las anteriores y provista de los adelantos necesarios para la mejor conservación del agua durante la temporada de verano.
También se inauguró una nueva pileta para niños, remodelándose los sectores aledaños. La práctica de la natación había adquirido un gran auge, por lo tanto la concreción de estas obras fue de fundamental importancia.
Muchos niños comenzaron a iniciarse en este deporte. Se realizaron torneos para las diferentes edades y, poco a poco, fue creciendo la disciplina como una de las preferidas por los asociados.
En el año 1986 se procedió al techado de la pileta grande, lo que permitió concretar un viejo anhelo de los usuarios: practicar natación durante todo el año en una pileta climatizada.
El club participó en eventos importantísimos a nivel nacional, contando con un equipo de competencia permanente.

 

El rugby

Un grupo de socios mostró interés en la práctica de un nuevo deporte: el rugby. Se formó una subcomisión para organizar la práctica del rugby, integrada por los señores José Guzmán Olivera, Salvador Vidal, Julio C. Montenegro, Rodolfo Scillia y Enrique Agüero. El gran entusiasmo mostrado fue reconocido por la Comisión Directiva que, por unanimidad, aprobó el pedido.
Este deporte fue ganando adeptos de modo que se conformaron distintas divisiones de acuerdo a la edad de los jugadores. La iniciación de la práctica del rugby en el club promovió el surgimiento posterior de otros equipos en la ciudad.

 

El tenis

El tenis es el deporte que le dio origen al club. Con el tiempo se construyeron nuevas canchas. Los horarios de juego se ampliaron con la iluminación del sector. El número de simpatizantes creció fundamentalmente en la década del sesenta, cuando Guillermo Vilas triunfó internacionalmente y miles de fans trataban de imitarlo.
En el club se creó la escuela para niños, se organizaron torneos internos y también de carácter nacional. Muchas figuras destacadas visitaban las instalaciones para brindar, incluso, sus conocimientos.

 

El hockey

Ante la inquietud de un grupo de socias para incluir la práctica del hockey en el club, la Comisión Directiva apoyó el surgimiento de esta nueva disciplina en abril de 1978.
A partir de entonces, muchas niñas se dedicaron a la práctica del hockey sobre césped. Las distintas divisiones conformadas participaron de torneos provinciales e interprovinciales y con frecuencia lograron los primeros puestos. La práctica del hockey se realizó durante muchos años en el sector de rugby. Luego se amplió la vieja cancha de fútbol para que las deportistas tuvieran espacio.

 

Pádel

A finales de los ‘80 surge una nueva disciplina deportiva que hizo furor en la provincia y en el país: el pádel.
La Comisión Directiva concretó la construcción de dos canchas hacia 1990, durante la gestión del Dr. Armando Meossi. Hoy, la cancha es utilizada por muchos socios que mantienen el entusiasmo de los primeros tiempos por este deporte.

 

El club sigue creciendo

Para brindar mayores comodidades a los asociados, en 1979 se autorizó en Asamblea General Extraordinaria, la construcción de nuevos vestuarios, baños y un gimnasio cubierto. Ésta obra se inauguró en el año 1982.
Ese mismo año se remodelaron los antiguos vestuarios para convertirlos en un edificio destinado a administración, gerencia, tesorería y portería.
La vieja cancha de básquetbol se trasladó a la esquina de la prolongación de calle Urquiza, donde antes estaban los juegos para niños. El nuevo solar contaba con espacio para la práctica de pelota al cesto, gimnasia y fútbol.
Se edificaron también dos quinchos: el de fiestas en el año 1991 y el de rugby en 1992.
La Comisión Directiva presidida por el Esc. Víctor Zaín se concentró fundamentalmente en la reorganización administrativa. Para esto, se completó el sistema de computación y se normalizó la registración contable.
Esta Comisión Directiva continuó las gestiones iniciadas por la anterior, tendientes a la adquisición de un predio vecino al club ubicado sobre calle Urquiza, de aproximadamente dos hectáreas. Las tratativas culminaron con la firma de la ordenanza respectiva por el Intendente Municipal. Este predio serviría para la edificación de una cancha reglamentaria de hockey.
También es importante mencionar el plan de “Remodelación General” iniciado, tendiente a recategorizar sectores, dando prioridad al parquizado y a mejorar la estética de las instalaciones.
A través de la gestión del Ing. Santiago Carlos Lezana se logró mejorar el salón principal de usos múltiples, antes conocido como el salón bar comedor, donde se realizaban las tradicionales fiestas de navidad. Se reformaron los pisos y se colocaron equipos de aire acondicionado.

 

El club hoy

A casi un siglo de su fundación, el Club continúa progresando, mediante la gestión del CPN Adolfo Paradelo.
En 2011 se concretó la construcción de los vestuarios y del quincho para el sector de hockey. Más tarde se colocó la carpeta de césped sintético en la cancha principal de hockey, quedando de esta forma a nivel de las principales canchas del país.
Luego se concretó la iluminación de la cancha de hockey y las de tenis. El número de canchas iluminadas se amplió a doce, permitiendo la práctica nocturna de este deporte.
Otras obras importantes fueron la construcción de un nuevo vestuario para damas y de una nueva tribuna en la cancha número uno de rugby.
El Santiago Lawn Tennis Club, gracias al esfuerzo compartido de sucesivas generaciones, se ha convertido en una de las instituciones con mayor trayectoria en el Norte Argentino.